Tel: 00962 777 282 730
Fax: 00962 3 2155 955
E-mail: info@desertparamours.com

 

         homepage

contact us about us destinations special offers
special offer:

   

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 
   
   
   
   

egipto - informacion:

 

 Clima: El clima es por lo general caluroso, con veranos secos e inviernos suaves con noches frías. Las precipitaciones son mínimas, excepto en la costa donde llueve un poco más. En abril el viento Khamsin sopla desde el desierto del Sahara. Ropa adecuada: Prendas ligeras de algodón para el verano y alguna prenda de abrigo para las noches de invierno.
Religión: Musulmanes (principalmente Sunni) 94%, Cristianos Cópticos, y otras 6%
Moneda:Libra egipcia
Población: 76.124.000
Idioma:Árabe (lengua oficial), Inglés y Francés (que están en uso común en las esferas educadas)
Sistema de Gobierno:República

Casi la totalidad de la población (99%) se concentra en el valle y delta del río Nilo (Nahr-an-Nil), que representa 30% de la superficie total. El resto del territorio está ocupado por desiertos, con algunos oasis aislados. Las crecidas del Nilo han pautado desde hace milenios la vida económica del país. Existen represas, entre las que destaca la de Assuán (Aswan), al sur. Además de los cultivos tradicionales: trigo, arroz y maíz, hay plantaciones de algodón y caña de azúcar. El aprovechamiento de energía hidroeléctrica, junto al petróleo del noreste (península de Sinaí) favoreció el desarrollo industrial. El crecimiento descontrolado de las ciudades sobre tierras fértiles, el desgaste de los suelos, el uso de fertilizantes y la contaminación del agua son los principales problemas ambientales.

Egipto es un país que ha sabido acondicionarse al importante turismo mundial que recibe todos los años. A parte del interés histórico-artístico que el país de las pirámides despierta, se pueden realizar numerosas actividades para relajarse y divertirse durante su viaje.
Para sentir la profunda emoción que despierta la belleza dorada del desierto, se puede recorrer el camino que une los oasis de Jarga, Dakla, Frafra y Bahriya. El invierno es la mejor época para hacerlo ya que en verano las temperaturas son demasiado altas. Para disfrutar plenamente de la excursión se deben tener en cuenta ciertas medidas de prevención como revisar bien el vehículo, llevar una brújula, suficientes provisiones de agua, comida, herramientas, botiquín de primeros auxilios, gafas de sol, sombrero (a poder ser con alguna tela que tape la nuca), etc. Es aconsejable tener en cuenta las previsiones meteorológicas para evitar las tormentas de arena y no olvidar alguna tela para poder hacer una buena sombra. Si se siguen estos consejos se podrá disfrutar de la impresión que produce la soledad tórrida del desierto, del inesperado placer que producen los oasis y de la inmejorable acogida con que se le recibirá en los pequeños pueblos que se encuentran a lo largo de la travesía.
Como contrapunto al desierto, un baño en las bellas playas egipcias se convierte en un placer. El agua transparente, la arena fina y la península coralina de Ras Mohammad o Sharm el Sheik, compite con los arrecifes escarpados causantes de numerosos naufragios en Isla Trian o los hermosos acantilados de Fiord. Si le gusta el submarinismo en el Mar Rojo encontrará un verdadero paraíso con aguas en calma que ofrecen una visibilidad perfecta de una variada y colorista fauna marina.
En Egipto se puede practicar cualquier tipo de deporte en condiciones óptimas: vuelo sin motor en Embaba, golf en las principales ciudades, (El Cairo, por ejemplo, cuenta con dos campos de nueve hoyos), equitación, pudiendo recorrer las pirámides y los oasis en caballos, tenis y natación en todo el país ya que casi todos los hoteles cuentan con las instalaciones adecuadas, remo en los más de 10 clubes situados en la orilla este del Nilo y caza, en Dokki, donde le proporcionarán toda la información necesaria.
No deje de acudir a las carreras de caballos. La pura raza árabe es una de las mejores del mundo y en el hipódromo de Heliópolis podrá disfrutar de excitantes carreras. Además podrá realizar apuestas y disfrutar con el ambiente. También se pueden visitar algunas cuadras con más de 50 años de tradición como es el caso de El Baeia.
Si lo que usted busca es diversión después de una excitante pero agotadora jornada, Egipto no le defraudará. En las principales ciudades se puede encontrará una completa variedad de espectáculos: Clubes

Nocturnos con distintas actuaciones, como las de la famosa danza del vientre (esta danza proviene de los movimientos realizados por las gestantes a la hora del parto y en Egipto ya aparece en el interior de las tumbas faraónicas); Teatros como el Nacional de Azybekia, el Gomhouriya, el Ballon o el Teatro de Muñecas de El Cairo, que merece especial mención; Cines en los que se proyectan tanto películas extranjeras como nacionales (Egipto produce unos 50 filmes anualmente y es conocido como el Hollywood del Este ya que en él se rueda casi toda la producción del mundo árabe); Opera, tanto en Alejandría como en El Cairo se puede escuchar, sobre todo, el repertorio italiano; Música Clásica interpretada por la Orquesta Sinfónica de El Cairo; bellas Coregrafías ya sea de la mano del Ballet Nacional o del Grupo Nacional de Baile Popular o bien, disfrutar como niños con el Circo Nacional de Egipto fundado en 1906 y que actualmente cuenta con tres compañías, dos en gira y una permanente en El Cairo. Si prefiere bailar o jugar no se preocupe, la mayoría de los hoteles cuentan con discoteca, casino y club nocturno.
No olvide realizar pausadas visitas a los innumerables museos, con temáticas variadas y de buena calidad. Excepcionales son el Museo Copto y el Museo Islámico en El Cairo, así como el Museo Greco Romano de Alejandría. Aunque es imposible visitar todos los museos en un solo viaje, le aconsejamos que se acerque al Museo Marítimo de Hurgada en el Mar Rojo, al de Antigüedades Egipcias en El Cairo, al Museo de Luxor, al Museo de Historia Natural en Alejandría, o al Museo de Ismailía. Como curiosidades visite la Colección de Pájaros Naturales de Egipto, el Centro Folclórico con la colección de trajes, instrumentos musicales y artesanía procedente de los oasis y la Casa Gayer Anderson, compuesta por dos casas islámicas de los siglos XVI y XVII, todo ellos en El Cairo.